Entrevista a Silvia en 'La alfombra Cultural'

martes, julio 28, 2015

“Siempre he querido ser actriz, no famosa”


En un día de focos, entrevistas, premier, puestas de largo y mucha prensa es normal sentirse abrumado. Para saber tratarlo con serenidad y elegancia lo mejor es charlar con un actriz que lleva más de treinta años en la profesión y sabe alejarse de todo lo que rodea al mundo de la estrella. Silvia Marsó es esa actriz con nombre propio con la que todo el mundo la relaciona con grandes trabajos, ahora es la mala malísima en los cines con la pelicula Sólo química de Alfonso Albacete y en los teatros está de gira por toda España con la obra El zoo de cristal, una de las historias magistrales de Tennessee Williams.


Tu personaje es uno de los más divertidos de Sólo Química
Alfonso es muy gracioso y decidió que en uno de los planos aparezca con la misma postura que en el programa 1,2,3 es un homenaje, un guiño al público que veía el programa.
Es una película que cuenta con un elenco muy amplio para abarcar más público quizá…
Pero está enmarcado en un público juvenil, como la historia protagonista de la película.
Sólo química habla del mundo del cine y la fama y mucha gente se preguntará ¿cuánto hay de realidad y cuanto de ficción?
Es una reflexión del mundo de las apariencias y la fama con un sentido crítico pero prioriza el mundo del humor y la comedia.
La protagonista, Oli, es una chica que tiene el mundo de la fama idealizado y que poco a poco se va desencantando cuando conoce como es en realidad ¿Qué es lo que te ha disgustado de la profesión que esperabas que fuera de otra manera?
Yo siempre quise ser actriz por encima de todo, nunca famosa por eso mi carrera siempre ha ido dirigida desde la humildad, intentando hacer personajes buenos pero siempre desde el aprendizaje poquito a poco. Nunca he querido ser estrella mediática, lo he rechazado cuando ha surgido, llevo 32 años en la porfesión y he tenido la posibilidad de renunciar a papeles que no me interesaban y que solo dan fama y glamour y de eso he huído siempre.
Has vivido muchos momentos en la profesión a lo largo de tu carrera ¿Qué momento está viviendo el cine actualmente?
Crisis en el cine se ha vivido siempre pero como esta ninguna. Creo que el IVA ha sido un gran palo y como sigamos con estas condiciones no vamos a mejorar la industria cinematográfica del pais. El sector no está salvado, está herdido aunque funcionen cuatro películas al año.

Dicen que estamos en época de mejora ¿Crees que es posible ir a mejor?
En cuanto bajen el IVA, las ayudas sean reales y aparezca la ley del mecenazgo. Todo está en nuestra contra y a pesar de eso el cine español gusta en el mundo entero y es muy importante. Hay muchas películas que nos estamos perdiendo porque no se pueden hacer por falta de medios.
Alfonso Albacete ha tardado seis años en poder realizar esta película ¿Cómo te llegó el proyecto?
Me llamó Alfonso. Nos conocíamos desde hace años pero nunca habíamos trabajado juntos, me dijo que tenía un papel pequeño para mí pero muy divertido y me apeteció muchísimo el poder trabajar juntos. Además es una película que está enfocada en tres protagonistas jóvenes pero luego hay un sin fín de personas prestigiosas de la profesión que han hecho cameos y me hacía ilusión poder participar en este elenco de actores que colaboran en la película.
¿Cómo ha sido trabajar con compañeros de varias generaciones diferentes todos juntos?
Siempre en esta profesión es muy habitual la compatibilidad gerenacional porque haces papeles de todas las edades. En otras profesiones los estatus depende de la edad, en mi profesión no y es algo muy bueno porque aprendes de todos, tengo amigas actrices de todas las edades.
Eres la mala de la película ¿cómo a sido ponerte en la piel de este personaje?
Todas las malas son divertidas de hacer pero a mi personaje al final todo le sale mal. Es una mala perdedora. Hacer de mala siempre es un atractivo porque están lejos de ti y hay que crear más.
¿Qué le dirías al público para que se acerque a ver la película?
Que es muy divertida, fresca, que tiene muchos guiños a muchos momentos de nuestra historia, de nuestra cinematografía. Con tres protagonistas muy guapos. Es una comedia romántica perfecta para disfrutar de un domingo de verano con los amigos.

También te puede interesar

0 comentarios

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *